Search

Cobertura: El Mató a un Policía Motorizado en Niceto Club

Los originarios de La Plata y dueños de la reciente tapa del mes de agosto de la revista Rolling Stone Argentina -luego de presentarte 3 veces seguidas con entradas agotadas el pasado abril en el Teatro Vorterix- brindaron el mes pasado cuatro shows en Niceto Club. Nosotros estuvimos presentes en el que dieron el sábado 30 de julio.

El Mató a un Policía Motorizado está conformado por Niño Elefante en guitarra, Chatrán Chatrán en teclados, Doctora Muerte en batería, Pantro Puto en guitarra y Santiago Motorizado en bajo y voz.
Su sonido sigue el estilo el krautrock, con influencias como  Pixies, Ramones, Weezer, Sonic Youth y The Velvet Underground, que dan como resultado el juego de sus guitarras distorsionadas que dan el toque distintivo.

En 2004 editan su disco debut homónimo para después realizar una trilogía de EPs dedicados al nacimiento, la vida y la muerte. En 2005 lanzaron el primer EP, "Navidad de reserva", y en 2006 el segundo, "Un millón de euros". El final de la trilogía llegó con "Día de los muertos" en 2008.

En 2012 salió a la luz su segundo disco de estudio: "La dinastía Scorpio". Luego en 2015 presentaron "Violencia", un maxi-simple con canciones grabadas en los estudios Ion de Buenos Aires, con la colaboración en la producción de Eduardo Bergallo y Lucas Rossetto.

El pasado sábado 30 de julio dieron cierre a su ciclo de cuatro recitales en el mítico Niceto Club de Palermo. El show tuvo a la banda 107 Faunos como encargados de la apertura en esta oportunidad.
La capacidad del lugar se iba colmando y el entusiasmo se acrecentaba a medida que se acercaba el momento del comienzo del espectáculo.

Los primeros acordes se empezaron a escuchar y desataron la fiesta en el lugar. A lo largo de la noche se pudieron escuchar canciones como “Viejo, ebrio y perdido”, “Violencia”,  “El baile en la colina”,  “El fuego que hemos construido”, “Doctora Muerte”, “Nuestro verano”, “Un millón de euros” y “Chica rutera”, repasando varios de sus trabajos. También sonaron “Rucho”,  “Aire fresco”, “Chica de oro”, “Mi próximo movimiento” y la explosiva “Prenderte fuego”.

A pesar de la poca interacción de los artistas con los asistentes, la energía del público desbordaba, entre pogos, saltos y gritos, fue una noche de mucho rock y euforia.

Al final del show quedó confirmado que no se puede negar el talento y el crecimiento de esta banda que parece no tener techo.

Texto: Bel Mothe
Fotos: Matías Casal

0 comentarios:

Publicar un comentario